2008-03-02

,

ORALE...BATALLAS...

BATTLES
MIRRORED
WARP RECORDS
2007
Dejando a un lado la mamada esa de que son una de las bandas de ese movimiento denominado math rock, Battles propone una musica arriesgada de principio a fin, para este imberbe escritor no es si no rock progresivo de estos tiempos, altamente tecnologizado, creativo, inteligente y que sacara de onda a mas de uno por la hechura de sus ritmos nada convencionales (jajaja nada mas de ponerle a un fan del indie este disco para que se revolotee todo lo que trae) Mirrored no es el disco de rock que salvara al genero como muchos hipsters lo han dictado (remitase al articulo de la Pitchforkmedia porfavor) pero si uno de los mas sobresalientes en mucho tiempo (y mas en estos tiempos donde sonoridades de este tipo se agradeceran ya que el chamaco imberbe que tenga en su baúl discos de Yes, Emerson Lake and Palmer, King Crimson, Camel etc) lo agradecera sin lugar a dudas y mas al encontrar similitudes, por lo pronto puedo decir que Battles va por ruta de entramados de capas y capas de ruidos, instrumentaciones, efectos de sonido provocadores, o algo que se pueda emparentar de algun modo con el llamado post rock (cualquier cosa que eso signifique) todo esto se acumula para lograr temas tan sobresalientes como la inicial Race in, que lleva capas y capas de musica o ese logrado tema (uno de los mejores del 2007)como lo es el sensacional Atlas (con unos juegos ritmicos sobresalientes-cortesia de un ex Helmet-y unos coros introductorios en verdad sorprendentes) asi la sensación de escuchar una obra fresca, propositiva y convincente se agradece ya que ningun tema es de desperdicio (sobresale para este escritor temas como Ddiamondd, Leyendecker, Tonto, Prismism, Tij) por lo tanto Mirrored se erige como un disco sin fisuras, autentico, no la obra maestra (o clasico) que mucha gente dice pero eso si, por completo disfrutable y agradecible en estos inciertos tiempos. Mencion aparte el hecho de Warp ya no fije su atención en discos de musica electronica si no que ahora ya le entre a grupos de rock o post rock (Maximo Park y estos Battles) y que el sencillo Atlas y su video esten a la altura de las circunstancias (ahí preguntenle a los de Motel si no los influencio ja!)

BECK
ODELAY
GEFFEN
1996
Un disco que de entrada comienza de cadenciosa manera (una especie de a gogo bizarrisimo) que lleva una cama de guitarras poderosa y donde se entrelaza un teclado a la space age dice mucho mas que cualquier grabacion de indie en la actualidad, el pedo es que esa cancion (Devils Haircut) proviene de un disco grabado en el lejano año de 1996, por lo que tiene el merito mucho mayor , se trata sin lugar a dudas de Odelay,uno de los albumes fundamentales de la decada de los 90’s ¿el artista? Beck Hansen.

Después de Mellow Gold (una combinación bizarra de hip hop, noise y bluegrass) Odelay (Orale!) es quizas solo una extensión del mencionado album (que contenia una cancion tan sardonica como lo es Loser) solo que Odelay navega por mares hasta cierto punto mas visibles, no hay obscuridad, no hay ondas oniricas, no hay himnos desencantados, al contrario,la grabacion se mueve con toda la alegria que puede dar un matrimonio tan bizarro como lo es las corrientes de vanguardia (electronica, hip hop, noise, down tempo) con la mal llamada musica tradicional estadounidense,(jazz, blues, country, Folk etc)

Por eso se abarcan todos estos ritmos y nunca se pierde la coherencia de todo el album, por eso después del a gogo de Devils…pasamos a una tonada hiphopera con tecladito analogo y un sampleo harto divertido de musica norteña, o a la referencia inglesa en Lord Only Knows que se apoya en riffs countryescos y grititos espasmodicos, después seguiria una cancion clasica, la chingonsisima The new pollution, con su bateria contundente, panderetas,teclado de la decada de los sesenta y coros discretos,el final se dispersa con unas notas fantasmales de sax, una cancion como las que ya no se hacen en estos dias.

Prosigue la ruta con Derelict que se pasea con hip hop, bossanova y vocalizaciones serias (como no resaltar el hecho de que tiene de fondo unas instrumentaciones a manera de musica de oriente a la George Harrison) después le sigue Novocane y su discreto juego de bateria, scratches y bajo que se mueve con una cadencia exquisita y se antepone un chingo de ruiditos provenientes de juguetes, sampleos, grabaciones de llamadas y las voces de Beck filtradas de una manera asombrosa, oigase todo ese conglomerado de ruidos coronado con una guitarra digna de Sonic Youth, después un remanso de tranquilidad en Jack Ass (pendejo) que tiene como instrumentación efectiva desde vibrafonos, guitarra acustica, una de las canciones mas bellas de todo el album (oigase el pedal wah wah en ciertas partes de la cancion) e final se descolla con baterias y una armonica muy bluesera (con banjo incluido) le sigue la cancion leit motiv de todo el abum, la gran Where it’s at (con la frase iconica Two turntables and the microphone) que lleva bajeos, gritos, palmadas, sonidos a la Esquivel (uno de los heroes de Beck) noise y unos discretos juegos de metales (asi como el teclado Hammond que da inicio a la cancion) la que le sigue (Minus) es un rock potente que comienza con un bajeo y ahí lleva baterias mas rapidas que las contenidas en las canciones anteriores, con lo cual demuestra que tambien es efectivo en este tipo de composiciones sin necesidad de los maniatados efectos de grabacion, la mitad de la cancion se acompaña de gritos y ahora si (la marca de fabrica beckhansiana) ruidos , ruidos y mas ruidos (asi como un leve bajon de ritmo) que tal el final a la Interestellar Overdrive?

Los chifliditos que comienzan en Sissyneck solo dan entrada a una cancion mas convencional que lleva de nuevo hiphop, banjo, bluegrass,ruidos varios, la siguiente es mas tranquila con efectos de sonido y voces tranquilas, se trata de la Esquiveliana Readymade que hasta lleva ciertas instrumentaciones de la era del spaceage pop, le prosigue la Beastieboyiana High 5 (Rock the catskills) que tiene un elaborado juego de producción, prosigue la casifinal Ramschakle que tiene un ritmo aun mas clavado y denso que el resto de todo el album , un especie de blues en tono menor que esta despojado de todos esos ruidos tan caracteristicos de todo el album, le sigue el final que es Deadweight que es como un calypso y bossa nova pero del futuro, rico en detalles instrumentales y vocales, una delicia musical que da fin a un album clasico como vanguardista y de colección.




















Reacciones:

1 comentarios:

La Gran Arcada said...

Battles es una banda tremenda
su disco lo mejrcito del año pasado