2012-11-08

, , , ,

El instinto glorioso de Niki & the Dove
















Por Cecilia Buentello
tw @burbujasonica


La primera vez que escuché “DJ Ease My Mind”, me pareció una rola con ciertas pretensiones épicas que sonaba algo exagerada y, tontamente, perdí interés en escuchar otras canciones de Niki & The Dove pensando que no valdrían la pena. ¡Qué equivocada estaba! Sólo puedo decir que me arrepiento de no haberme dado la oportunidad de haber  escuchado el álbum debut de este dúo sueco antes.



Malin Dahlström y Gustaf Karlöf se conocieron hace más de 10 años mientras trabajaban haciendo música para teatro en Gothemburg, Suecia y no fue sino hasta el 2010 que formaron Niki & The Dove. Lanzaron varios sencillos y EP's hasta que finalmente sacaron en mayo el tan anticipado Instinct, con el cual lograron posicionarse en el lugar numero 5 de la lista “Sound of 2012” de la BBC.

El disco abre con “Tomorrow”, una balada electrónica que empieza tranquilamente con la voz de Dahlström (que por cierto, suena muy parecida a la de Kate Bush) y en momentos llega a la euforia total y absoluta y tiene el poder de convencer a cualquier pesimista y/o escéptico de que el amor existe. Es lo que yo llamo una canción edificante.

Luego viene “The Drummer”, una canción que combina magníficamente sintetizadores con percusiones y tiene por ahí varios arreglos impecables; se antoja bastante para bailar. “Gentle Roar” con sus susurros, ecos y sonidos tribales mágicos nos hace sentir como en medio de la selva, al igual que “Mother Protect” que suena como una gloriosa alabanza a la naturaleza. “The Fox”, aunque mantiene un tono obscuro y lúgubre, a ratos se ilumina con coritos etéreos, oleadas de sintetizador y algunos tintineos como los de Campanita (la de Peter Pan), dando como resultado una rolita verdaderamente original.  “Under The Bridges” es otro tema que destaca por el buen manejo de los arreglos y ese matiz teatral que nos recuerda los antecedentes del dúo. Sin embargo, hay algunas canciones que decepcionan por carecer de elementos interesantes como es el caso de “In Our Eyes”,  “Love To The Test” y “Somebody”, que en realidad no aportan nada al álbum.

Y bueno, tengo que confesar que después de haber  escuchado varias veces “DJ Ease My Mind”, ahora soy fan total de ésta canción . Yo creo que la primera vez que la escuché había tenido un mal día, porque ahora la disfruto y no sólo me pone de buenas, sino que me pone la piel de gallina. Es una de esas rolas que creció dentro de mi.

Instinct es una prueba más del inagotable talento nórdico. Es un disco extremadamente consistente, con un estilo claramente definido, que les ganará muchos seguidores a éste dúo sueco. Definitivamente es uno de los mejores debuts del 2012. 

Niki & the dove
Instinct
2012
Sub Pop Records
Reacciones:

0 comentarios: